Schwartzman, el pequeño gigante que el lunes será el número 1 del tenis argentino | Barcelona Open Banc Sabadell
03/09/2019

Schwartzman, el pequeño gigante que el lunes será el número 1 del tenis argentino

“Ser el mejor jugador argentino en el ranking es algo muy relativo. En términos de reconocimiento y de nivel de tenis, Juan Martín (Del Potro) es todavía el número 1. Los argentinos así lo pensamos, incluido Guido (Pella), que también llegó a estar algún tiempo por delante de él”. Son palabras de Diego Schwartzman, que el lunes aparecerá en la lista oficial de la ATP como el mejor tenista de Argentina, muy cerca de ese puesto 11 que llegó a ocupar en 2018.

Al margen de su evidente sinceridad, el circuito le acoge ya como uno de los grandes. A sus 27 años está en plena madurez. En los cuartos de final del Open USA le toca enfrentarse, eso sí, a Rafa Nadal, al que nunca ha vencido.

El pequeño coloso bonaerense (mide 1,70m) que dirige Juan Ignacio Chela logró en la anterior ronda el mayor éxito de su carrera al superar al número 6 del mundo, el alemán Alexander Zverev. Estaba 5-22 frente a los top-10 del tenis. En los cuatro partidos del torneo de New York sólo ha perdido un set y algunos le señalan como uno de los tapados del cuadro. Posee tres títulos ATP. El último, muy reciente, lo logró en Los Cabos, México, el mes pasado.

Antes que Schwartzman, que protagonizó una curiosa anécdota en el pasado Barcelona Open Banc Sabadell al olvidarse de hacer la inscripción a tiempo, lo que le forzó a disputar la fase previa, que lógicamente superó (batió a Jozef Kovalik y Roberto Carballés), otros argentinos fueron los números 1 aprovechando las numerosas debilidades físicas de Del Potro: Leonardo Mayer, Federico Delbonis y Pella. Desde 2016 se estabilizó Del Potro en esa posición, que ahora va a perder al ausentarse en este Open USA.

“Cuando Juan Martín se lesiona nos toca a otros tomar la responsabilidad de encabezar el tenis argentino. No presto mucha atención a quién está en la cima. Prefiero pensar en todos nosotros en términos de nivel de juego, incluso si estoy jugando mejor durante un período ", ha indicado Schwartzman.